Introducción

Desde que los Lumiere hicieran su primera proyección cinematográfica para el gran público en 1895, ha pasado mucho tiempo. Con ellos, se inicio oficialmente el cine, aunque no exactamente como lo entendemos en hoy en día. Sus películas contaban pequeños fragmentos de la realidad, carecían, pues, de historia, de guión, de montaje, incluso la camara se comportaba tímidamente, no se atrevía a realizar ningún tipo de movimiento. Con el tiempo, el cine vio como personajes como Griffith, instauraban una nueva forma de entender la cinematografía: acababa de surgir el cine tal y como lo entendemos en la actualidad, se utilizaba como vehículo para narrar historias, transmitir ideas, crear sentimientos, emociones y empatía con el espectador.

A Partir de ese momento, el lenguaje cinematográfico y el arte de registar imágenes en movimiento ha evolucionado en gran medida. Sin embargo, hay una esencia que ha estado, está y estará para siempre: el arte de transmitir y contar historias a un espectador deseoso de verlas. Esa es la finalidad que tiene esta pequeña ventana de nuestra web: contaros relatos o incluso fragmentos de nuestra realidad cotidiana como estudiantes del IES Luis Garcia Berlanga. Aqui va una muestra, coged palomitas, acomodaos, y a disfrutar...